Oportunidades de inversión de impacto: la revolución educativa

0
724

Autora: Lara Viada (Asociada de Vivergi Fund)

Uno de los principales problemas a los que se enfrenta la sociedad española es la falta de resultados de nuestro sistema educativo. España lidera la UE en fracaso escolar con un abandono escolar temprano del 22% de los alumnos (el doble de la media europea). Esta cifra indica que casi un tercio de los alumnos están básicamente excluidos del sistema y no llegan a unos conocimientos mínimos. España está además por debajo de la media mundial y europea en resultados de matemáticas y cae hasta la posición 31 de 44 en resolución de problemas.

Estos datos son imposibles de ignorar y por eso creemos que invertir en nuevos modelos educativos será crítico para generar un verdadero cambio social a largo plazo y así fomentar oportunidades económicas para toda la sociedad.

A día de hoy, pocos dudan de que todavía haya muchas oportunidades de mejorar la educación española. Prueba de ello son los diversos esfuerzos de varios partidos políticos por proponer cambios drásticos en el sistema educativo, el último de ellos recientemente con el pacto de estado propuesto por Ciudadanos. Pero aunque muchos de los cambios y mejoras deban venir de políticas públicas, también existen muchas iniciativas que pueden venir directamente desde el sector privado.

En Vivergi recibimos casi todas las semanas propuestas de empresas sociales que están buscando la manera de reinventar la educación. Por nuestra parte tenemos una clara predilección: buscamos empresas que propongan innovaciones disruptivas en la metodología y modelo educativo capaces de demostrar mejores resultados académicos abordando la diversidad en las aulas y adaptando el mensaje y el modelo de aprendizaje a distintos tipos de inteligencias. Nuestro principal objetivo es luchar por reducir el fracaso y el abandono escolar.

En la era de Google y las nuevas tecnologías, de poco sirve acumular información o datos porque estos ya existen online, lo que necesitamos es enseñar a los alumnos a encontrar esta información, saber cómo seleccionarla y ser capaces de analizarla con una visión crítica. La educación actual, aunque ha vivido ciertas modificaciones en las últimas décadas, sigue basada en el sistema creado en la época Industrial y por tanto no está creada para enseñar a los alumnos a pensar de manera crítica y desenvolverse en el mundo actual.

De entre las innovaciones metodológicas que más nos han llamado la atención es la metodología de Aprendizaje Basado en Proyectos o Project-based Learning (PBL). Esta metodología propone romper con la separación de los contenidos por asignaturas y busca enseñar a los alumnos a través de proyectos. Así, el proyecto del 5º curso podría ser el de construir un barco vikingo y conseguir que los alumnos salgan a navegar en el. Para conseguirlo, los alumnos deberán buscar la información que requieren y deberán aprender sobre matemáticas, física, diseño, arquitectura, historia y muchas otras cosas. El principal beneficio de esta metodología es su capacidad de desarrollar habilidades como la resolución de problemas/conflictos, el trabajo en equipo, o el pensamiento estratégico. En España, ya existen colegios implementando esta metodología como son los Jesuitas de Cataluña, La Fundación Trilema en Valencia o la escuela Creanova de San Cugat.

También nos parece que tienen un gran potencial disruptivo las metodologías basadas en las Inteligencias Múltiples como la implementada por la fellow de Ashoka Montserrat del Pozo. Otras innovaciones metodológicas que nos han llamado la atención son aquellas que se centran en una asignatura en particular como el programa Jump Math de matemáticas. Asi mismo existen hoy muchas propuestas que se apoyan en las nuevas tecnologías para implementar métodos de gamificación como LittleSmartPlanet o Playmaginarium o videos educativos como EdPuzzle.

Hay muchos ejemplos liderados por emprendedores sociales decididos a transformar nuestra educación y generar un impacto en el mundo, sería difícil listarlos todos pero si una cosa tenemos clara es que con el esfuerzo de estas empresas, entre todos, podemos asegurarles a las próximas generaciones un futuro repleto de esperanza.

Autora: Lara Viada (Asociada de Vivergi Fund)

Dejar una respuesta